La verdadera Garantía para la Farmacia

A unos días de terminar este 2015, se hace obligada la reflexión sobre el sitio en el que nos encontramos, y de esta manera poder hacer honor a ese lema del que presumimos: el futuro no se improvisa, se planifica. Para ello, pensar en retrospectiva cada cierto tiempo se hace necesario, solo así nos aseguramos de aprender para repetir lo que funciona y cambiar lo que nos detiene. Desde mi perspectiva, ha sido un buen año para el sector, el mercado ha vuelto a la senda del crecimiento y tanto la Industria como la Farmacia van tomado conciencia de la importancia que tiene unir sinergias a favor de lo que nos atañe a todos: la salud de nuestros clientes / pacientes

El carácter cambiante del sector nos obliga a actuar con previsión, las modificaciones legales, los acuerdos entre actores del sector e incluso las innovaciones en materia de salud están a la orden del día, y esto debe ser un aliciente para estar siempre preparado para mantenerse en una postura favorable.

Considero que una de las leyes que más puede incidirá en el futuro de la Farmacia es la Ley de garantías y uso racional de los medicamentos y productos sanitarios, que entrará en vigor el próximo 1 de enero y que habla de eliminar el límite del 10% de descuento que la industria podría aplicar a los medicamentos.

Esta libertad que tienen los laboratorios de aumentar el descuento por volumen (o por pronto pago) podría suponer, a primera vista, una oportunidad para aumentar el beneficio de la farmacia, pero sinceramente pienso que podría ser un dardo envenado.

Si los laboratorios, y pienso ante todo en los genéricos, empezarán a realizar descuentos superiores al 35 – 40% en las facturas (me consta que alguno ya lo está preparando), a buen seguro ocurrirá una situación semejante a la que teníamos en el 2010 y que llevo a la administración a implantar el RD 4/2010, que supuso la reducción del precio industrial de los genéricos en un 30%. Llegado este caso, y dada la importancia que el genérico tiene en nuestras cuota de ventas, auguro un futuro muy complicado en el sector.

Pienso que la situación actual, en el que el descuento esta mantenido de una forma moderada y el laboratorio se posiciona aportando medios para aumentar la rotación de los productos, vía formación, servicios o gestión, además de ser verdaderamente más rentable para las farmacias a corto y medio plazo, permitirá la sostenibilidad de nuestra cuenta de explotación, de la de nuestras cooperativas y de la industria farmacéutica en general.

Somos muchos los que pensamos así, y yo quiero sumarme, aportando este mensaje, que seguro que puede llegar muy lejos si nos hacemos eco de él.

Reflexionarlo, y si estáis de acuerdo, debemos unirnos y aunque parezca goloso, no debemos elegir a aquellas propuestas comerciales de productos financiados por el SNS, que contengan descuentos más allá del 10 o 15%.

Debemos centrarnos, para construir nuestro surtido óptimo, (aparte de la calidad de los productos) en aquellos partner estratégicos que potencien el sell out como vehículo comercial.

Aprovecho para desearos unas Felices Fiestas y un Prospero 2016

Acerca de Luis de la Fuente

Farmacéutico experto en Gestión y Marketing para Oficinas de Farmacia.
Esta entrada fue publicada en Uncategorized. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s